La actual crisis energética es solamente un llamado más para dar un impulso serio y decidido a las energías alternativas, que entre otras cosas no dañan al medio ambiente.

A estas iniciativas se les conoce como Proyectos de Desarrollo Sustentable y principalmente se les identifica porque no alteran el medio ambiente, son fuentes de trabajo o implican prosperidad para la región en que se desarrollan y ofrecen un beneficio generalizado para la población, no solamente para un grupo reducido de gente.

Leer más